Estamos delante de un gran cambio para el comercio de proximidad. Una nueva realidad llena de recursos y tecnología al alcance del pequeño retail. Los usuarios valorarán más la proximidad y la comodidad. El pequeño comercio tiene la oportunidad de encontrar su sitio más allá de los gigantes.

Ser estratégico y planificar es más importante que nunca. Y valorar lo que tenemos, también.